Seleccionar página

Lo que te da ilusión crear, hacelo.

Lo que te da ilusión crear, hacelo.

Maggie Hegyi, periodista y escritora, nos dedicó una mirada profunda sobre las relaciones actuales y el miedo a crecer. Que es el éxito y una buena comunicación para la autora de Mamá Imperfecta.

 

En tu libro trabajas mucho con el concepto de ser mamá y exitosa al mismo tiempo. ¿Cómo fue tu recorrido?

Es algo muy inusual, sobre todo aquí en México, que de repente te vean como una mujer exitosa y te conviertas en mamá, o al revés, que seas mamá y después te conviertas en una mujer exitosa.

Muchas que trabajamos en la televisión piensan que anteponemos la vida en el trabajo antes de la familia. En mi caso, y en muchos que conozco, es al revés. Al final de cuentas, yo siempre, desde chiquita, quería formar una familia y no sabía cuándo iba a ser, pero tenía que esperar a la persona adecuada y uno no sabe quien es la persona adecuada. Yo ya tenía una carrera en medios de comunicación antes. De hecho, en los programas en los que tenía de repente me decían: “ay, es que ya, ya es soltera, ya se quedó.”

Tenía 23 años o 28 años y me decían “ya se quedó ya soltera”. Y yo siempre hacía hincapié de que no hay prisa, o sea, cuando es el indicado llegará.

Yo soy fiel creyente de que Dios te pone las cosas en el camino y así es la vida, como dice el dicho cuándo es para ti, aunque te quites y cuando no, aunque te pongas. Y yo ya tengo una carrera de muchos años en medios de comunicación, cuando conocí a mi esposo que es Juan y la relación se fue dando. Nos casamos, tenemos dos hijas, seguimos juntos, tenemos una relación bastante sólida y sobre todo después de esta pandemia que hemos estado mucho tiempo encerrados. Yo creo que esa relación se hizo muchísimo más sólida todavía porque hemos compartido 24/7 durante más de año y medio.

¿En tu mundo laboral tuviste que afrontar mitos o prejuicios?

Yo creo que es parte de la evolución y no está peleado que seas mamá y que trabajes en lo que te gusta y que lo disfrutes y que lo hagas. Yo no lo siento así y por suerte siempre me tocó trabajar en lugares que compartían esta visión.

Es parte del crecimiento de los hombres y de las mujeres y de las familias e incluso de los países.

¿Qué es para vos el éxito?

Creo que el éxito lo construyes todos los días, sobre todo en la familia.

Que tengas una buena relación con tu pareja, que haya respeto, que haya comunicación, que haya amor, que los dos estén pensando exactamente lo mismo para poder educar a nuestras hijas siempre. A lo mejor habrá algunas diferencias, pero mientras las platiques, mientras estén los dos en el mismo canal. Eso va a dar parte de una relación exitosa entre parejas.

Una relación exitosa con los hijos, bueno, uno no nace sabiendo que es lo que va a pasar con nuestros hijos, porque además cada hijo tiene su propia personalidad y es un aprendizaje todos los días.

Entonces yo como mamá trato de que mis hijas sean las más felices en lo que se pueda. Hay veces que me sale y hay veces que no, pero creo que el ser exitosa en la familia viene primero desde arriba, el tener una buena comunicación con tu pareja, porque si tú eres feliz, esa felicidad también se la compartes a tus hijos. Yo creo que viene desde arriba y lo permea.

Cuando estuviste investigando para tu libro, ¿cuales fueron los mitos o las cosas que más te sorprendieron?

Hay muchísimos mitos. Me sorprendieron muchas cosas, sobre todo este libro de Mamá Imperfecta, lo hice pensando en como apoyar a las mamás que somos mamás primerizas y que no sabemos ni siquiera por dónde empezar. Te llueven una cantidad enorme de consejos, de personas que te quieren y que lo hacen con el mejor afán posible.

Pero hay consejos que dices esa no es mi manera de pensar. Por ejemplo, me decía no te cortes el pelo, porque si no tu hijo o tu hija van a hacer con agruras. O no te cortes el pelo en luna llena porque van a nacer con muchísimo pelo. En la calle me felicitaban por el embarazo y al ser figura pública hasta me tocaban la panza. Y eso también era como una invasión. Es importante tu cuerpo.

Por ejemplo, en relación a la tecnología, ¿sentiste que todavía los padres están aprendiendo un poco a como controlar el acceso a ella?

Este libro tiene 22 capítulos y cada capítulo tiene cuatro páginas. Realmente es muy cortito y yo lo quise hacer para que fuera fácil de leer y no fuera algo complicado que te pusiera a pensar tanto. Entonces en esta investigación a lo largo de muchos años tuve la oportunidad de entrevistar a muchos especialistas y de ahí fui sacando como pequeñas informaciones que en este libro prácticamente las escribí a mi manera de pensar, desde mi experiencia, sobre todo como acompañamiento para las mamás primerizas.

No es de que sea una guía exactamente que tienes que hacer esto y decir esto, porque cada quien es libre de hacer y de educar a sus hijos como quiera, pero para que no se sintieran solas.

Si hay ciertos capítulos, por ejemplo, como tú bien dices, la tecnología, ¿qué es lo que podemos hacer nosotros los padres con la tecnología? Sobre todo si tenemos hijos que ya están en edad de utilizar una tablet o una computadora.

Bueno, nosotros necesitamos estar muy, muy al pendiente. ¿Qué es lo que ven? Porque hay ciertas imágenes que no se les deben de alojar a los niños, sobre todo en su cerebro tan chiquito. Y hay personas con una mala intención que se hacen pasar por otras.

Abrir una cuenta de Facebook, por ejemplo. Facebook no te deja abrir una cuenta a menores de 13 años. ¿Por qué? Todavía no tienen el criterio para saber diferenciar. Pero tú sabes cuánto tarda un acosador en desnudar a un niño en redes sociales? Un promedio de nueve minutos.

Por eso hay que estar pendiente y poner límites.

¿Y que recomendaciones para trabajar el éxito en la pareja y la comunicación?

Yo creo que una persona, un hombre que se casa o que tiene la intención de estar con una persona que que es figura pública, uno tiene que ser muy seguro de sí mismo, muy seguro, porque si puede llegar probablemente a molestar, llegar a un restaurante y que tú como figura pública te volteen a ver y a lo mejor a tu pareja que es el hombre, lo hagan a un lado, pero si él está seguro de sí mismo, pues al contrario. A él le gusta tu crecimiento, tu éxito, porque pues te está apoyando y de igual manera al revés.

O sea, a mí me encanta que mi esposo sea exitoso y que disfrute lo que hace y al contrario, hay que apoyarlos. Como dice el detrás de un gran hombre hay una gran mujer y viceversa.

Detrás de una gran mujer hay un hombre que también se están apoyando. Número uno que tenga confianza en sí mismo. Dos, que acepte tu éxito y te impulse a ser mejor, que lo admires, que estés, que lo escuches, que te platique lo que él está haciendo.

La comunicación de pareja es hacer equipo en todo. Y eso, eso hace que sea una relación exitosa.

Y sobre todo, el respeto que es primordial.

¿Qué otros consejos te parecen importantes para mejorar en la comunicación de pareja?

Yo creo que no tienes que ocultar absolutamente nada. Hablar, y no guardarte nada. Si estás leyendo algo, por ejemplo, algo de las vacunas, lo platicas con tu pareja, a lo mejor tu pareja te va a dar su punto de vista y lo respetas. Todo tiene que ser en comunicación, tener tiempo a solas, porque si cuando tienes hijos toda la comunicación se vuelve acerca de los hijos no es bueno.

Y creo que sí es muy importante tener tiempo de convivencia. A lo mejor una hora o dos horas diarias, o si no tienes tiempo, media hora, pero que sean media hora tú y él sin teléfonos y que lo puedas platicar porque si no, después se puede volver una relación de mucha monotonía. Y se empieza a enfriar.

¿Te da miedo crecer? ¿Te da miedo que va a pasar cuando cuando pases los 50, qué expectativas tenés?

No me da miedo crecer, al contrario, me gusta mucho decir mi edad, no tengo vergüenza en decirlo, pero lo que sí he notado y seguramente a muchas personas les ha pasado, es a raíz de todo lo que hemos vivido el encierro, tantos medios de comunicación repitiendo las vacunas, las redes sociales, que las inyecciones, que si llegan, que no llegan, que se enfermó, que te enteras de que alguien se enfermó, que el familiar se murió.

Todo eso a mí en lo personal me ha generado ansiedad. Y he estado no luchando, pero sí he estado muy al pendiente de mi salud mental en tratar de que no me afecte. Y me ocupo de mi ansiedad porque si no la escucho eso puede crecer.

Trabajar en la televisión siempre puso en discusión la edad de las mujeres..

Si, totalmente, sin embargo para trabajar en televisión y los medios de comunicación tiene que ser una persona muy responsable en lo que dices, en lo que haces y en lo que escribes.

¿Por qué? Porque la gente que te ve, que te sigue. Lo puede tomar como es que ella lo dijo, entonces yo lo hago. Entonces tienes que ser muy responsable en eso, tienes que estar constantemente leyendo, estar informada. Y yo creo que a la larga la gente, la generación que te conoce desde que empezaste, está creciendo contigo y seguirá contigo. Entonces creo que mientras uno esté informado, mientras uno siga disfrutando lo que hace la gente que sí que me sigue, va a seguir disfrutando lo que hago, Independientemente de la edad que tenga.

¿Qué planes para el futuro?

Me gustaría proyectos donde también pueda estar detrás de cámara. Seguir con esto que me parece que es de ir creciendo, pero también seguir teniendo proyectos.

Este es mi primer libro. Y lo hice pensando en apoyar a otras mamás. A lo mejor el siguiente libro no será de mamás y será para los adolescentes, no lo sé. O sea, hay que ir evolucionando y lo que te vaya cayendo y lo que te vaya dando ilusión crear, hacerlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscribite

Videos

Cargando...